Diseña el blog perfecto para tu restaurante

Diseña el blog perfecto para tu restaurante

Los blogs han llegado a la actualidad para quedarse, y esto se debe a su evolución durante los últimos años. El dinamismo en la publicación constantemente actualizada lo convierte en el sitio más visitado por tus clientes. Pero eso sólo depende de ti y de la vida que le des.

Además, los blogs admiten comentarios. Esto hace que exista un feedback entre todos tus lectores. La comunicación no solo está en el restaurante, sino también en las redes sociales y páginas de reservas. A continuación te explicamos cómo diseñar el blog perfecto para tu restaurante.

1. Cabecera social

Puede varias dependiendo de las plantillas que hayas escogido para tu blog. Este es un lugar perfecto para destacar el logo, el número de teléfono, la dirección y las redes sociales que utilices. Pero no tiene por qué ser obligatorio encontrar eso ahí, puede variar.

2. Barra de investigación (menú)

En este elemento, te recomendamos que no abuses del número de pestañas. Seis como máximo están bien para poder decir todo lo que necesitas comunicar. Recuerda, no podemos marear a los clientes o se acabarán marchando de nuestro blog, y del restaurante. A continuación te detallamos el contenido de cada pestaña:

– Página de inicio:

Esta es la primera pestaña. Es lo que normalmente llamamos “Home”. Hay que saber diseñarla con un objetivo claro: vender más. si crees que con enseñar unas fotos del salón es suficiente para que quieran ir a tu negocio, es que no has aprendido nada aún.

En el caso de los restaurantes, los objetivos principales son dos: captar reservas desde el blog, y captar suscriptores.

– Sobre nosotros:

Esta pestaña no es para que alardees de todo tu éxito, de ti mismo o de que has estado con 80 famosos. Eso aburre a los comensales. Tu historia, la que de verdad importa, no se trata sobre lo vivido con las celebrities de la gastronomía, sino lo que quedó tras ellos. Habla de dónde vienes, hacia donde quieres ir, y date valor.

– Carta:

Todos aseguran saber hacer una carta en condiciones, pero nosotros te aseguramos que ninguno tiene idea de cómo hacerla.

No se trata del diseño que pueda tener, sino de cómo elaborarla para vender más. A esto se le conoce como neuromarketing, es decir, el arte de plasmar lo que está en nuestra cabeza.

– Galería de imágenes:

El dicho “una imagen vale más que mil palabras” es totalmente cierto. La profesionalidad y percepción que tus clientes tengan sobre tu negocio está relacionada con la calidad de las imágenes que muestres en tu blog. Si lo tienes bien editado y cuidado, conseguirás más clientes.  Un consejo, usa cámaras profesionales, y deja a un lado los móviles para fotografiar tu negocio.

– Contacto:

A veces pedimos muchos más datos de los que verdaderamente necesitamos de nuestros clientes. Con el nombre y la dirección de e-mail es suficiente. También está bien poner abajo del formulario un widget de Google Maps con la localización de tu restaurante, para que no haya pérdidas.

– Blog:

Si creías que redactar un post para tu blog era sólo cuestión de ponerse a escribir, lo sentimos, pero estás equivocado. Cuando hablamos de un blog, hay que generar contenido de interés, y no se puede hacer a la ligera. Además, no obtienes resultados de forma inmediata. Puede resultar muy estrenaste cuando analizamos las métricas de los primeros meses, pero no permitas que eso te hunda.

– Reservas:

Su mejor ubicación es al final del todo, en el margen derecho. Y si es de color llamativo, mejor. En tu “Home” también puedes posicionarla, para conseguir captar la atención de tus visitantes. Recuerda que un sitio web tiene un coste anual por alojamiento y cuanto más provecho le saques, mejores resultados obtendrás.

3. Secuencia de imágenes en la cabecera

Nunca descuides la imagen de tu blog. Busca, observa e investiga lo que hacen otros restaurantes. Pero siempre con cuidado, no confíes y creas que por tener una estrella Michelín su blog es perfecto.

4. Pie de página

Si eres de los que piensan que el pie de página aún sirve para posicionar tu blog en Google, significa que estás desactualizado. Mi recomendación es que lo utilices para ayudar a tus visitantes con información de recordatorio. Por ejemplo: un widget de suscripción, nubes de etiquetas o con algunos botones de redes sociales. No te compliques.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *